fbpx

Problemas del suelo vinílico: pros y contras de su instalación

A pesar de sus muchas ventajas, los problemas del suelo vinílico son una de las cosas a tener en cuenta antes de optar por instalar este tipo de soluciones en tu hogar.

Este tipo de instalación se trata de una de las más rápidas y sencillas, por lo que se ha convertido en una de las más elegidas tanto después de hacer una reforma como cuando se desea actualizar una parte de la vivienda.

Sin embargo, lo mejor es conocer todo lo que puedes esperar de él antes de tomar la gran decisión.

Problemas del suelo vinílico

Ventajas del suelo vinílico para el hogar

Los suelos vinílicos cuentan con ventajas e inconvenientes, igual que el resto de soluciones para actualizar tu hogar. No obstante, lo mejor es comenzar por qué beneficios puedes esperar de esta instalación de cara a hacer la mejor elección.

Instalación sencilla

Una de las cosas que más destacan del suelo vinílico es que su instalación es una de las más sencillas de las que encontrarás en la actualidad. Llevada a cabo por profesionales, podrás tenerla lista en poco tiempo y con la máxima seguridad.

Muy económico

Además, se trata también de una de las opciones más económicas que podrás encontrar en el mercado. Este es uno de sus mayores beneficios, ya que podrás cambiar de suelo con regularidad en caso de ser necesario sin que tengas que invertir demasiado dinero.

Limpieza asegurada

Otra de las grandes ventajas del suelo vinílico es la facilidad con la que se puede limpiar. Al ser un material impermeable, no tendrás que tener especial cuidado durante el proceso de limpieza y lo harás de forma similar a la de cualquier otro tipo de suelo.

Gran resistencia

También destaca su gran resistencia, lo que aumenta su durabilidad. En este sentido, instalar un suelo vinílico es despreocuparse durante años de tener que volver a cambiarlo, a no ser que esto forme parte de un tema estético con respecto al resto de la vivienda.

Diversidad de diseños

Por otra parte, no existe un único tipo de suelo vinílico. Cada vez son más los diseños al alcance de cualquiera con los que podrás hacerte para aportarle una mayor personalidad a tu hogar y conseguir que el suelo sea una pieza estética más en cada una de las estancias elegidas.

Un extra de confort

Además, otro de los grandes beneficios de estos suelos es que consiguen ese efecto de agarrar y ceder. Esto se convierte en una ventaja, ya que caminar por ellos aporta una buena sensación bajo los pies, lo que también consigue un extra de calidez.

suelo vinílico

Problemas que puede ocasionar el suelo vinílico

Sin embargo, no todo son ventajas. Los suelos vinílicos también tienen sus problemas e inconvenientes y conocerlos puede ser la clave que marque la diferencia entre elegirlos o mejor optar por cualquier otra opción disponible.

Es complicado de quitar

Aunque este tipo de suelo es duradero, lo cierto es que puede que llegue un momento en el que lo debas quitar, cosa que también puede formar parte de una decisión estética. Si vas a instalarlo, debes saber que quitarlo puede ser más complicado que ponerlo.

Alta sensibilidad al calor

También destaca su alta sensibilidad al calor, lo que puede suponer un problema en determinados escenarios. A pesar de que cuenta con la ventaja de ser impermeable y resistente al agua, el calor se puede convertir en uno de sus principales problemas, por lo que en este sentido hay que aportarle un extra de cuidado. Lo mejor, en todo caso, es no instalarlo en exteriores, pues se reducirá de forma considerable su duración. Si justamente estás buscando suelos para exterior, te invitamos a visitar nuestro artículo sobre los mejores tipos de suelos de exterior.

Se puede decolorar

Conforme pasa el tiempo, otro de los problemas que puede derivar de la instalación de un suelo vinílico es que irá perdiendo su color original. Si esto sucede por partes, se puede retirar la zona problemática y colocar en su lugar una nueva. En caso de que sea algo extendido, tendrás que volver a colocarlo en todo tu hogar para mantener la estética como el primer día.

Es menos duro que otras opciones

Si se compara con otro tipo de materiales, el suelo vinílico destaca por ser una opción menos dura. En otras palabras, puede terminar sufriendo daños derivados del impacto de objetos punzantes, así como arañazos no deseados. Por este motivo, hay que estar más pendiente de él y apartar los objetos afilados de su superficie.

Aparición de bultos

En algunos casos, podrían aparecer bultos o protuberancias en el suelo vinílico. Sin embargo, este problema tiene la sencilla solución de asegurarte por todos los medios de que quien está llevando a cabo su instalación es un profesional cualificado que no deje que esto suceda. Para hacerlo, un factor clave a tener en cuenta es si la base sobre la que se va a situar cuenta con cualquier atisbo de humedad.

Si estás pensando en comenzar un proyecto de reforma en tu hogar, podemos ayudarte a conseguirlo. Valora tu proyecto en nuestra aplicación y podrás ver estimaciones de precios y recibir el asesoramiento de nuestros expertos.

Valora tu proyecto
Suscribite a nuestro newsletter

¿Quieres estar al tanto de subvenciones y ventajas?

Suscríbete a nuestra newsletter y te enviaremos información que tenga que ver con subvenciones a reformas y actualizaciones de nuestras guías e ideas para tu reforma.